Especialistas debatieron sobre desafíos de la justicia restaurativa

Analizaron su reconocimiento parcial en la legislación vigente y la posibilidad de institucionalizar su aplicación, entre otros temas.
Autor: Francisco Zabaleta | 1 Diciembre 2022

Los alcances de la justicia restaurativa, qué tipo de delitos podrían resolverse a través de la mediación entre las partes, el reconocimiento parcial con el que cuenta dentro de la legislación vigente y la posibilidad de institucionalizar su aplicación en el actual sistema procesal penal, fueron parte de las discusiones del seminario “Justicia Restaurativa, desafíos para el sistema penal”, desarrollado por la Universidad de Talca.

La actividad fue organizada por el Centro de Estudios de Derecho Penal (Cedep) dependiente de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la UTalca, con el patrocinio del Ministerio Público, la Defensoría Penal Pública y Fundación Paz Ciudadana.

Durante la inauguración del encuentro, el profesor Rodrigo Palomo, decano de la mencionada unidad académica, expresó que “la idea de la justicia restaurativa no es equiparable a la impunidad, sino que básicamente permite concentrar el foco de atención en la víctima y reconocer su necesidad, sin obligatoriamente separar el sujeto agresor de la sociedad, en los casos que sea posible”.

“Abre una puerta a repensar la justicia, no sólo en términos filosóficos, sino también en términos muy prácticos, de eficacia del sistema y de la posibilidad real de dar justicia a quienes han sufrido algún delito”, expresó durante la actividad realizada en la Escuela de Postgrado y Centro de Extensión de la casa de estudios en Santiago.

El evento contó con la intervención de la profesora de la John Jay College de Criminal Justice-CUNY de Nueva York, Verónica Michel-Luviano, quien sostuvo que incluir esta temática en los sistemas penales “es el proceso natural al que están llegando todos los países del mundo. Se trata de un cambio de chip, desde una justicia que se enfoca en la pena, a otra que se enfoca en reparar el daño que se provocó no sólo en el individuo, sino también en la comunidad”.

“Está bien preguntarse cuál es el objetivo final de la justicia: si es castigar, o si en cambio es rehabilitar y reparar. Y también es una manera de hacer más eficientes los sistemas que están congestionados, y que no pueden tratar todo”, valoró.

Sobre el rol de las universidades frente a la justicia restaurativa, la experta destacó que “no sólo tienen una tarea en la discusión y el debate, sino también un papel fundamental en la evaluación y los estudios empíricos, sobre todo en América Latina, para que apoyen la construcción de políticas públicas basadas en evidencia. Deben definir con evidencia si un proyecto funciona, y apoyar su implementación, tal como lo hace la Universidad de Talca en Chile”.

Por su parte, el ministro de la Corte Suprema, Jean Pierre Matus, destacó el seminario como una instancia para “ofrecer propuestas operativas y prácticas para la mediación en materia penal, tanto en la fase de la investigación, del juicio y de la ejecución penitenciaria, que permitan una justicia más humanitaria y efectiva, tanto para la víctima como para el presunto responsable”.

A su turno, el director del Cedep, Raúl Carnevali, expresó que “nuestra responsabilidad como universidad pública es participar en la difusión de ideas que alimenten las futuras políticas públicas. Y bajo ese contexto, la Universidad de Talca desempeña un rol importante en la elaboración de políticas públicas penales”.

Agregó que “en el país, se está trabajando mucho en introducir mecanismos de justicia restaurativa como forma de solucionar conflictos. En Chile existen algunos mecanismos de este tipo, pero ayudaría mucho más si estuvieran institucionalizados, si se introducen formalmente en el proceso penal”.

Compartir
keyboard_arrow_up
This site is registered on wpml.org as a development site.